Mercedes y Gabo: Un camino sin dualidad

-Mercedes Barcha murió hoy a los 87 años. Sus restos serán llevados a Colombia junto a El Gabo. -Mercedes Barcha murió hoy a los 87 años. Sus restos serán llevados a Colombia junto a El Gabo. Fragmento de fotografía hecha por Helmut Newton en 1987.

Mercedes Barcha, esposa del escritor Gabriel García Márquez, la mujer que lo acompañó toda su vida y que pagó el envío postal del original de Cien Años de Soledad contando centavos porque no les alcanzaba el dinero, murió este sábado a los 87 años de edad en la Ciudad de México.

Compañera de viajes interminables, inspiradora del escritor que en 1982 ganó el Premio Nobel de Literatura, Mercedes Barcha fue un cimiento extraordinario en la construcción de García Márquez como persona y como escritor.

Nacida en Manangué, Colombia, el 6 de noviembre de 1932, conoció a García Márquez por un golpe del destino durante un baile en Sucre, Bolivia. Él contaba con 13 años de edad, ella con 9. Tiempo después, García Márquez confesó: “Desde el instante en que nos conocimos supe que ella sería mi esposa”.

Y, en efecto, ambos se casaron en 1958 y estuvieron unidos poco más de medio siglo, hasta la muerte del escritor, el 17 de abril de 2014 en la Ciudad de México.

Gustavo Tatis Guerra, escritor, periodista, poeta y ensayista colombiano, declaró:

“Es un amor de toda la vida para el Gabo, él la conoció cuando eran niños”. Y añadió: “En los momentos más difíciles de la vida de ellos, en el sentido económico, Mercedes siempre confió en que él, gracias a su literatura, iba a salir adelante (…) A García Márquez un día le preguntaron qué personaje era importante y él dijo que Mercedes”.

Y es que, según ha sido descrita por amigos y conocidos del escritor, Mercedes Barcha fue una mujer de carácter fuerte, tanto, que se parecía a la estirpe de Úrsula Iguarán y de las mujeres de Cien Años de Soledad. Ella llevaba el orden en la casa.

Se cuenta que antes de irse a Europa, en 1955, Gabo le prometió que a su regreso se casarían, tal y como lo habían acordado prácticamente desde que ambos eran niños. Y así ocurrió. Contrajeron nupcias en Barranquilla y de ese amor nacieron dos hijos: Gonzalo y Rodrigo García Barcha.

Existe una historia que los unió más a finales de los años sesenta, cuando aún García Márquez no era una figura de la literatura. Al afincarse en México, ella comenzó a trabajar en diferentes tareas, domésticas, relacionadas con venta de productos, entre otras. Ella, como ya se dijo, tomó el timón de la casa y le dijo al Gabo: “Yo sostengo la casa, tú dedícate a escribir”. Sin duda, ella confiaba mucho en el talento de su marido, quien entonces escribía la novela Cien años de Soledad, con la que en 1982 ganó el Premio Nobel de Literatura.

En aquellos años, él escribía la novela pero también viajaba, impartía talleres o se entrevistaba con agentes literarios después que le ayudaron a colocar la novela. Esta llegó a ser uno de los ejemplos portentosos del llamado “boom de la literatura latinoamericana”, en cuya aureola se incluyeron a otros escritores como Mario Vargas Llosa, Julio Cortázar o José Lezama Lima.

En una ocasión, García Márquez contó una historia bella y triste a la vez, parte de la vida, sobre los caminos que se entrecruzaron entre él y Mercedes. Esta historia describe la importancia que tuvo su esposa en su vida. Con entusiasmo dijo el escritor:

–El día que terminé Cien años de Soledad nos fuimos al correo Mercedes y yo. Eran 700 páginas. Entonces, lo pesaron y dijeron que costaba 83 pesos (mexicanos) el envío a Argentina. Y Mercedes me dijo: No tenemos más que 45. Le dije: Es muy fácil: partí el libro por la mitad y le dije: Péseme este libro hasta 45, agarré las hojas, las envolví, las mandé y nos quedamos con el resto”.

Cien años de Soledad es la obra más importante de García Márquez en su historia literaria, pero Mercedes Barcha –la esposa incondicional que lo impulsó– es la otra parte importante; quizá el motor clave de su trayectoria literaria, que El Gabo siempre guardó en su corazón.

Eran el uno para el otro, leales en su relación, una sola idea el amor que los unía, un mismo horizonte que ninguno de los dos dejaba de mirar porque en su vida ambos caminaron por las mismas brechas y sufrieron las mismas amarguras y también disfrutaron del éxito que ambos construyeron: él con su talento, ella con su empuje y voluntad inquebrantable.

Fracasos y éxitos los hicieron llorar y reir –eso es vivir intensamente y sin límites– por eso la vida fecunda de García Márquez no puede entenderse sin Mercedes.

Los restos de la esposa del Nobel serán llevados a Cartagena, Colombia, donde descansan también los del autor de, entre otras obras, El Coronel no tiene quien le escriba y Crónicas de una muerte anunciada.

 

Rate this item
(0 votes)
Last modified on Sunday, 16 August 2020 21:32
Ricardo Ravelo

Ricardo Ravelo es periodista desde hace 32 años. Fue reportero del semanario Proceso, donde cubrió la fuente policiaca y los temas relacionados con el crimen organizado. Es autor de diez libros en los que aborda el explosivo flagelo del narcotráfico.

Entre otros títulos, ha publicado Herencia Maldita (Grijalbo 2006); Narcomex (Debate 2012); Osiel: Vida y tragedia de un capo (Grijalbo 2009); En Manos del Narco (Ediciones B 2017); Los Zetas, La Franquicia Criminal (Ediciones B 2014); Ejecuciones de periodistas: Los Expedientes (Grijalbo 2017) y Los Incómodos I y II (Planeta 2018). Ha sido conferencista en España, Brasil, Perú y Estados Unidos.

Actualmente es director editorial del portal de noticias Contactopolítico.com y columnista del diario electrónico SinEmbargo.com.mx

Tweets al momento

Tijuana: Operadores de Gastélum Buenrostro aprovechan pandemia para defraudar. https://t.co/KHe2O09uoX @Rravelo27
Andrés Manuel: Traiciona A Técnicos y Profesionistas de Pemex. https://t.co/CtclKUa1wE via @Rravelo27
Osvaldo Martínez Gámez, enloquecido por su cargo de regidor en el ayuntamiento de Xalapa planea el asesinato de la… https://t.co/2mqRfFXdVV
¡Perversos!... ¡Sucios¡... ¡Incrédulos!... ¡Uuuleros!... Es Un Honor... Es un... https://t.co/QfMSqBefVk
Follow Contacto Político on Twitter